Miércoles 11 de julio de 2018. San Benito, abad
Mateo 10, 1-7

1 Jesús convocó a sus doce discípulos y les dio el poder de expulsar a los espíritus impuros y de curar cualquier enfermedad o dolencia. 2 Los nombres de los doce Apóstoles son: en primer lugar, Simón, de sobrenombre Pedro, y su hermano Andrés; luego, Santiago, hijo de Zebedeo, y su hermano Juan; 3 Felipe y Bartolomé; Tomás y Mateo, el publicano; Santiago, hijo de Alfeo, y Tadeo; 4 Simón, el Cananeo, y Judas Iscariote, el mismo que lo entregó. 5 A estos Doce, Jesús los envió con las siguientes instrucciones: "No vayan a regiones paganas, ni entren en ninguna ciudad de los samaritanos. 6 Vayan, en cambio, a las ovejas perdidas del pueblo de Israel. 7 Por el camino, proclamen que el Reino de los Cielos está cerca.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Imaginemos nuestro nombre entre los otros doce ...  Jesús nos envía a misionar ... ¿Qué nos pide? ... hoy, en nuestra vida ... con todo lo que somos ...  ¿Cómo podemos demostrar que el Reino del Señor está ya aquí? … ¿Qué podemos hacer para proclamar esa buena noticia?