Domingo 15 de julio de 2018. Décimo Quinto domingo del tiempo ordinario.
Marcos 6, 7-13

7 Entonces llamó a los Doce y los envió de dos en dos, dándoles poder sobre los espíritus impuros. 8 Y les ordenó que no llevaran para el camino más que un bastón; ni pan, ni alforja, ni dinero; 9 que fueran calzados con sandalias y que no tuvieran dos túnicas. 10 Les dijo: "Permanezcan en la casa donde les den alojamiento hasta el momento de partir. 11 Si no los reciben en un lugar y la gente no los escucha, al salir de allí, sacudan hasta el polvo de sus pies, en testimonio contra ellos". 12 Entonces fueron a predicar, exhortando a la conversión; 13 expulsaron a muchos demonios y curaron a numerosos enfermos, ungiéndolos con óleo.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Un recuerdo para aquellos a quienes hemos ayudado a encontrarse con el Señor. Le presentamos al Señor los frutos de nuestros apostolados. ...     Contemplamos a aquellos que reconocemos lejos del Señor, que pueden necesitar de nosotros para encontrar alivio ... ¿quiénes son? … ¿qué podemos hacer? … Pidamos ayuda para discernir como actuar. …  Recordemos a quienes nos ayudaron a encontrarnos con el Señor ... ¿quiénes son? … Recordemos sus rostros ... sus palabras ... ¿qué de ellos nos ayudó más? … Elevemos una oración por ellos.