Sábado 28 de julio de 2018. San Celso
Mateo 13, 24-30

24 Y les propuso otra parábola: "El Reino de los Cielos se parece a un hombre que sembró buena semilla en su campo; 25 pero mientras todos dormían vino su enemigo, sembró cizaña en medio del trigo y se fue. 26 Cuando creció el trigo y aparecieron las espigas, también apareció la cizaña. 27 Los peones fueron a ver entonces al propietario y le dijeron: "Señor, ¿no habías sembrado buena semilla entu campo? ¿Cómo es que ahora hay cizaña en él?". 28 Él les respondió: "Esto lo ha hecho algún enemigo". Los peones replicaron: "¿Quieres que vayamos a arrancarla?". 29 "No, les dijo el dueño, porque al arrancar la cizaña, corren el peligro de arrancar también el trigo. 30 Dejen que crezcan juntos hasta la cosecha, y entonces diré a los cosechadores: Arranquen primero la cizaña y átenla en manojos para quemarla, y luego recojan el trigo en mi granero"".
---------------------------------------------------------------------------------------------------------

Recorramos nuestro campo... nuestra vida ... con hermosas espigas que han sido lo que Dios quería con nosotros ... nuestras buenas obras que son frutos del Espíritu del Señor. ... Nos enorgullecemos de esas obras, de nuestras espigas. … Contemplamos también en esta vida nuestra las acciones que nos complican, ... en que hemos podido reconocer que son influidas por el mal espíritu, ... malezas que nos dan vergüenza . ... Nos presentamos al Señor así, con espigas y malezas. ... Asumimos nuestra vida con luminosa y tenebrosa … Se la presentamos al Señor. ... Construyamos una breve oración en que le presentamos a Dios nuestra vida llena de espigas mezcladas con malezas.