Transfiguración

Texto
Marcos 9, 2-10

2 Seis días después, Jesús tomó a Pedro, Santiago y Juan, y los llevó a ellos solos a un monte elevado. Allí se transfiguró en presencia de ellos. 3 Sus vestiduras se volvieron resplandecientes, tan blancas como nadie en el mundo podría blanquearlas. 4 Y se les aparecieron Elías y Moisés, conversando con Jesús. 5 Pedro dijo a Jesús: "Maestro, ¡qué bien estamos aquí! Hagamos tres carpas, una para ti, otra para Moisés y otra para Elías". 6 Pedro no sabía qué decir, porque estaban llenos de temor. 7 Entonces una nube los cubrió con su sombra, y salió de ella una voz: "Este es mi Hijo muy querido, escúchenlo". 8 De pronto miraron a su alrededor y no vieron a nadie, sino a Jesús solo con ellos. 9 Mientras bajaban del monte, Jesús les prohibió contar lo que habían visto, hasta que el Hijo del hombre resucitara de entre los muertos. 10 Ellos cumplieron esta orden, pero se preguntaban qué significaría "resucitar de entre los muertos".


Contexto
Jesús ha salido a anunciar la buena noticia fuera de Galilea. A los apóstoles les comenta como terminara su misión. Los apóstoles comienzan a reconocer en El al mesias y pedro lo identifica como el Cristo, pero les cuesta entender el final, la muerte y la resurrección.  


1. Elige a tres y sube un monte (Marcos 9, 2)
Contemplo a Jesús subiendo ese monte elevado con los tres apóstoles…
Voy yo con ellos atrás, casi  inadvertido, testigo de esa excursión.
Respiro el aire de la montaña…
vamos por un sendero angosto, polvoriento que serpentea en la subida…
Pienso en el privilegio que significa formar parte de este grupo con Pedro, Santiago y Juan siguiendo a Jesús. 
¿Dónde iremos?…  
¿Qué haremos allá?...
Orar, probablemente.
¿Qué siento en esta subida con ellos? …
anoto mis sentimientos.


2. Se transfigura.
(Marcos 9, 3-4)
Llegamos a una explanada casi en la cima del cerro.
Hacia abajo se divisa el valle…
Se escucha el cantar de  los pajaritos …
se escucha un aguita que corre por allí  cerca.
La briza mueve las ramitas de los árboles. 
Hay un silencio grande, se respira una paz infinita …
Jesús se aleja un poco … y empieza a verse como más luminoso …
nos llama mucho la atención … cada vez más brillante …
Su túnica está resplandeciente …
¡qué maravilla! … ¿qué siento? …
Me inclino ante esta imagen de Jesús transfigurado, luminoso.
Me quedo un rato en silencio solo contemplando.
Luego aparecen las otras dos figuras: Elías y Moisés, recuerdo sus historias … ambos tuvieron encuentros con Dios en montes elevados.
Y allí están conversando con Jesús.
Me quedo un rato interpretando que querrá decir eso para mí?. …
Jesús envuelto en un resplandor divino …
es el Espíritu de Dios el que inunda todo ese escenario.
Jesús es más que un profeta …
su proyecto es el Reino de Dios …
me quedo aun rato allí, en esa paz, en ese silencio, contemplando de lejos, con respeto, en actitud de adoración … sintiendo …



3. Pedro propone quedarse. (Marcos 9, 5-6)
Escucho la propuesta de Pedro. …
quedarse allí  … en esa paz … con ese ambiente …
con esa maravillosa presencia del Espíritu divino … solo para nosotros.
Vivir eso … quedarse  allí … ¿estoy  de acuerdo? …
me quedo allí contemplando, respirando esa atmósfera … 
¿qué siento? … ¿temor? … ¿paz? … ¿Inquietud? … ¿tranquilidad? …
¿qué siento?.
Escribo lo que siento ante ese espectáculo tan especial.


4. Habla el Padre (Marcos 9, 7)
En eso aparece una niebla que inunda  todo …
desaparecen en esa nube Jesús, Elías y Moisés …
Apenas diviso a los apóstoles …
Silencio, oscuridad, paz, ...
la atmósfera está llena de algo …
me quedo  allí como  esperando …
De pronto siento en mi interior esa voz, ... esa declaración …
Este es mi hijo muy querido, escúchenlo”
Siento como esa voz resuena fuerte en mi corazón …
Jesús es su Hijo.
Es su Hijo querido y con Él quiere decirnos algo, …
Que escuchemos lo que Jesús nos dice. ...
Es la voluntad del Padre lo que Jesús nos enseñe.
¡Qué revelación! …
Siguiendo a Jesús me encuentro con los deseos de Dios ¡¡¡ !!!.
Me quedo allí pensando y sintiendo esas palabras y lo  que significan para mi fe, para mi relación con Jesús, para mi seguimiento de Él. …
¿qué siento?
¿Cómo  seguirlo  más y mejor? … ¿Qué puedo hacer para seguir mejor a Jesús?


5. Jesús les prohíbe comentar. (Marcos 9, 8-10)
De pronto abro los ojos y nada de lo anterior está …
no hay nube … no están Moisés ni Elías …
las vestimentas de Jesús están normales …
cantan los pajaritos … se escucha el agüita que corre y la briza en los árboles.
Recuerdo lo que contemplé y ahora solos nuevamente con Jesús. …
Comenzamos a bajar … por el mismo camino … en silencio …
Jesús adelante, luego los tres apóstoles y al final yo …
pensando y sintiendo esta experiencia …
He podido contemplar la Trinidad ¡!!  …
El Espíritu Santo inundando todo, el Padre presentando su deseo de que sigamos a Jesús, el Hijo.
Reflexiono sobre eso …
si lo cuento, ¿me creerán?? …
¿cómo  contarlo? …
¿cómo explicarlo? …
Escucho a Jesús que nos prohíbe comentarlo hasta que hubiera resucitado …
Tengo la ventaja de vivir después de eso y se lo que significa aquello …
Jesús fue resucitado por Dios y es la divinidad misma, es El Señor.
¿cómo transmitir esta experiencia? …
probablemente se necesita que otros la vivan también …
no es posible contarla …
¿cómo hacer para que se multiplique la experiencia? …
Ayúdanos Señor.